Páginas

Al encuentro de la novedad centroamericana

Hace muy poco que dejé mi tierra para comenzar una nueva aventura en mi vida religioso-misionera. El día 15 de enero, fiesta de nuestro fundador Arnoldo Janssen, me embarqué con rumbo a mi nuevo lugar de misión. Llegué a Panamá, donde la humedad y el calor me abrazaron en seguida para decirme “bienvenido a Centroamérica”. Estuve cuatro días compartiendo con la comunidad Virgen de la Medalla Milagrosa. Estos días fueron como una bisagra para preparar mi vida hacia el encuentro con la comunidad a la cual había sido destinado.

Un nuevo destino para Carlos Ambrosio Lewis, SVD: Panamá.

En nuestra congregación, el mejor lugar del mundo es allí donde Dios nos quiera. Es por eso que somos destinados a lugares que nunca hubiésemos imaginado o siquiera pensado viajar. Sin embargo, es en esos lugares donde la misión del Verbo Divino se hace más necesaria y vital y, en muchas ocasiones, terminamos quedándonos hasta después de nuestro último aliento porque nos hemos convertido en uno más del lugar, pero ni siquiera en ese momento dejamos de ser misioneros y estamos sujetos a la voluntad de Dios.

Así ha pasado con nuestro cohermano Carlos Ambrosio Lewis, SVD, que ha vuelto a su tierra istmeña.

Cenizas del primer Verbita panameño serán enviadas a Panamá.

Monseñor Carlos Ambrosio Lewis fue el primer sacerdote Verbita nacido en Panamá.

El próximo jueves 15 de enero, fecha de la solemnidad de San Arnoldo, se colocarán las cenizas de monseñor Carlos Ambrosio Lewis, SVD, en la parroquia de Santa Ana de la ciudad de Panamá.

El Arzobispo, Monseñor José Domingo Ulloa Mendieta, presidirá la Eucaristía que será concelebrada por el pleno de los obispos de la Conferencia Episcopal, que incluye al nuevo Cardenal José Luis Lacunza.